18/05/2014

Argentina

El jefe del Ejército desmintió tener algún tipo de impunidad por el cargo que ocupa

César Milani salió al cruce de los cuestionamientos arrojados por el Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS). Además volvió a negar su participación en la represión ilegal durante la última dictadura.

Ampliar (1 fotos)

El jefe del Ejército, César Milani , salió hoy al cruce de los cuestionamientos arrojados por el Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS) al fiscal Horacio Salman, quien pidió "la nulidad" en la causa contra el teniente general que se lleva adelante en La Rioja por las presuntas torturas agravadas de las que fueron víctimas Ramón Alfredo Olivera y su padre, Alfredo.


En un extenso comunicado de prensa, el jefe castrense volvió a negar que haya participado de la represión ilegal durante la última dictadura y denunció "graves irregularidades" en la investigación de la causa en su contra.

 

"No hay imputados que hayan sido indagados o procesados por participar de traslados de detenidos entre el juzgado federal y la cárcel de la ciudad de La Rioja, con lo cual es falso que por casos similares haya imputados que estén en prisión y que por ser el actual jefe del Ejército, se me brinde impunidad o la posibilidad de ser juzgado con un estándar probatorio distinto o se haya aplicado un doble estándar que me beneficie especialmente", apuntó Milani.

 

El CELS, que preside el periodista Horacio Verbitsky, acusó ayer a Salman de pedir "en forma irregular que se interrumpa la investigación" que involucra a Milani, y advirtió que el funcionario solicitó que "se declare la nulidad del requerimiento de instrucción que abrió la investigación y que se cierre la causa en forma anticipada ya que, sostiene, los hechos de los que se acusa a Milani no son delitos".

A través de un comunicado, la entidad señaló que "Salman es el tercer fiscal que interviene en la causa". Y añadió: "En ningún momento impulsó la investigación y apenas tres semanas después de asumir le pide al juez Daniel Herrera Piedrabuena que la cierre".

Salman, en tanto, sostuvo que nunca pidió el "sobreseimiento", ya que Milani nunca fue imputado en la causa.

LA DEFENSA DE MILANI


En su texto, el jefe del Ejército apuntó contra Olivera y criticó la actuación de los fiscales Marta Elena Kunath y Darío Edgar Illanes. "Me presenté voluntariamente por escrito, en forma personal y a través del defensor oficial, en varias oportunidades ante el fiscal Illanes, pero contrariamente a lo que afirma el CELS, no pude ejercer de manera real y efectiva el derecho de defensa en juicio", indicó.

El jefe castrense remarcó que, según concluyó Salman, el denunciante y los fiscales Kunath y Illanes lo "acusaron infundadamente". "Se probó que cuando ocurrieron los hechos, contaba con 21 años de edad y que el día 12 de marzo de 1977 no estaba a cargo, ni pude haber participado, del procedimiento que concluyó con la detención de Pedro Adán Olivera [padre de Ramón]", aseguró.

Enseguida, añadió: "No incurrí en el delito de privación ilegítima de la libertad al haber acompañado a la policía provincial en los traslados de presos políticos, desde la cárcel de La Rioja hasta el juzgado federal, puesto que no contaba con ningún elemento objetivo que me hiciera pensar que las ordenes de traslado impartidas por un juez federal de la Nación en realidad estaban viciadas de ilegalidad, como se determinó treinta años más tarde".

En ese marco, Milani rechazó "las sospechas infundadas que se pretenden instalar mediáticamente de un actuar coordinado con el fiscal general Salman". "Tras la excusación de Illanes mi defensa también solicitó la recusación de Salman, ya que éste había iniciado de oficio actuaciones preliminares luego de la emisión del programa televisivo de Jorge Lanata, en julio de 2013", recordó.

Respecto de las denuncias por su presunta participación en la represión ilegal durante la dictadura, Milani subrayó que "ninguna víctima de causas de lesa humanidad en La Rioja mencionó" su nombre. "Se encuentran agregados a la causa decenas de antecedentes de denuncias y certificaciones de causas por delitos de lesa humanidad, remitidas oportunamente por la Justicia provincial de La Rioja, en las cuales tampoco aparecen registros o anotaciones del apellido Milani", agregó.

Por último, el jefe del Ejército, cuestionado por organismos de derechos humanos y dirigentes de la oposición, apuntó contra Verbitsky: "Sorprende el silencio guardado por el CELS y su presidente, quienes conociendo los detalles de la causa, omitieron revelar las irregularidades señaladas en torno a la actuación del fiscal Illanes y el señor Olivera", concluyó.
 

Fuente


Recomienda esta nota: