17/11/2016

Argentina

metió la pata

El INADI insta a Gustavo Cordera a pedir disculpas públicas por sus dichos misóginos

El organismo se refirió al escándalo desatado por el músico, luego de que este expresara que "hay mujeres que necesitan ser violadas para tener sexo”.
Ampliar (1 fotos)

"Me mandé una cagada", dijo el músico días después.

En agosto de este año la escena del rock estuvo en boga. Las polémicas declaraciones de Gustavo Cordera en realizadas en una entrevista cerrada con los alumnos de la escuela TEA abrieron un extenso debate en la sociedad. "Me mandé una cagada", dijo el músico días después, sin embargo, el INADI dio su dictamen tras las denuncias.


"En atención al carácter de figura pública del denunciado y, sin perjuicio de las acciones judiciales presentes o futuras, que hayan sido o puedan ser interpuestas, se recomienda al Sr. Cordera ofrecer una postura pública de conciliación, reconocimiento del error y llamamiento a prácticas respetuosas de los derechos de las mujeres, para todo lo cuál este Instituto se ofrece a servir de nexo con la representación de la sociedad civil", dice el comunicado del organismo público solicitándole expresamente que pida disculpas públicas.


El argumento se basa en la Ley 23.592 Antidiscriminatoria actuando de oficio ya que, se consideró, los dichos faltan el respeto a los derechos de las mujeres.


Javier Bujan, el interventor, destacó la importancia de luchar "contra prácticas y creencias de origen machista y patriarcal, que aún subsisten en nuestra sociedad". "Una retractación sería una forma de coadyuvar a un proceso de pacificación y reconocimiento de derechos", agregó.


Pese a esta solicitud de resolución, la causa judicial contra el ex Bersuit Vergarabat sigue su curso. "Las acciones de orden judicial, tanto de sede civil como criminal no se ven afectadas por el dictamen y este Instituto continuará siendo querellante en el Juzgado Federal actuante", comentó Bujan.


El procedimiento legal fue encabezado por el Consejo Nacional de la Mujer (que el INADI mismo acompañó) como querellante y llevado adelante por el Juez Rodolfo Canicoba Corral bajo el título de "apología del delito".



Recomienda esta nota: